BIZCOCHO GENOVES

 

 

3 huevos

75 gramos de azúcar

75 gramos de harina

½ sobre de levadura

 

 

Separamos las claras de las yemas.

Se baten a punto de nieve las claras y se les añade la mitad del azúcar cuando estén casi totalmente montadas. Las yemas se baten con el resto del azúcar y se añaden a las claras montadas removiendo todo bien con movimientos envolventes. Se añade la harina mezclada con la levadura y se mezcla despacio con una espátula o lengua con movimientos envolventes.

En la placa del horno ponemos papel vegetal y se extiende la masa uniformemente con un espesor de 1 centímetro aproximadamente.

Precalentamos el horno  y metemos pasado un rato la placa de horno en la segunda altura del horno por arriba. La temperatura será de 180 grados y la duración unos 13 minutos. Se saca y se desmolda con cuidado sobre un paño quitándole el papel.

 

 

 

 

 

BIZCOCHO MARMOLADO DE NUTELLA

 

 

 

 

 

300 grs. Harina

4 huevos

250 grs. Azúcar

100 ml leche

1 vaso de aceite

1 sobre levadura química royal

Esencia vainilla

Nutella

 

 

 

En un recipiente ponemos los huevos, el aceite, la leche y el azúcar. Batimos bien. A continuación incorporamos la harina con la levadura tamizadas. Removemos con espátula hasta que se forme una crema lisa. Repartimos la crema en dos recipientes y a uno de ello le añadimos una cucharita de esencia de vainilla. Al otro, 1 cucharada y media de nutella que habremos calentado 30 segundos en el micro. Removemos y mezclamos.

En un molde de horno colocamos papel antiadherente y vamos alternando cucharadas de una masa y encima de la otra. Así alternativamente hasta acabar las dos cremas.

Precalentamos el horno a 200 grados. Introducimos el molde en la segunda altura por abajo y reducimos la temperatura a 180 grados. Lo tendremos unos 50 minutos, dependiendo de la potencia de cada horno. Sacaremos y esperaremos a que enfríe para desmoldar.

 

 

 

 

 

 

BIZCOCHOS DE SOLETILLA

 

 

4 huevos

100 gramos de azúcar

100 gramos de harina

1 cucharita de levadura royal

Azúcar glas

 

 

Separamos las claras de las yemas.

Se baten a punto de nieve las claras y se les añade la mitad del azúcar cuando estén casi totalmente montadas. Las yemas se baten con el resto del azúcar y se añaden a las claras montadas removiendo todo bien con movimientos envolventes. Se añade la harina mezclada con la levadura y se mezcla despacio con una espátula o lengua con movimientos envolventes.

En la placa del horno ponemos papel vegetal y ayudándonos de una manga pastelera de boca ancha iremos poniendo crema dándole forma de bizcocho. Espolvoreamos azúcar glas por encima. Dejaremos separación entre ellos ya que al hornearlos aumentan de tamaño.

Precalentamos el horno a 200 grados e introducimos la bandeja a media altura unos 13 minutos aproximadamente. Al sacarlos, esperaremos a que estén fríos para despegarlos y los guardaremos en una lata hermética.

 

 

 

 

 

 

BIZCOCHOS DE SOLETILLA

DE ALMENDRA RELLENOS

 

 

4 huevos

100 gramos de azúcar

50 gramos de maicena

50 gramos almendra molida

1 cucharita de levadura royal

Azúcar glas

Nutella

Mantequilla

Mermelada

Crema de avellanas

Almíbar de naranja

Coco rallado

 

 

Separamos las claras de las yemas.

Se baten a punto de nieve las claras y se les añade la mitad del azúcar cuando estén casi totalmente montadas.

Las yemas se baten con el resto del azúcar hasta que espumen y se vuelvan blanquecinas. Se añaden a las claras montadas removiendo todo bien con movimientos envolventes. Se agrega la harina mezclada con la almendra y con la levadura y se mezcla despacio con una espátula o lengua con movimientos envolventes.

En la placa del horno ponemos papel vegetal y ayudándonos de una manga pastelera de boca ancha iremos poniendo crema dándole forma de bizcocho. Espolvoreamos azúcar glas por encima. Dejaremos separación entre ellos ya que al hornearlos aumentan de tamaño.

Precalentamos el horno a 200 grados e introducimos la bandeja a media altura unos 13 minutos aproximadamente. Al sacarlos, esperaremos a que estén fríos para despegarlos y los guardaremos en una lata hermética.

Una vez fríos cogemos dos bizcochos y los rellenamos con crema de avellanas formando un sandwich. Lo mismo haremos con la crema de avellanas y la mantequilla con la mermelada.

Al final podemos pincelarlos con el almíbar por los dos lados y embadurnarlos con coco rallado.

 

 

 

 

 

 

BOLLITOS DE LECHE

 

 

500 gramos harina de fuerza más 50 si fuera necesario

250 ml. leche entera

25 gramos levadura fresca o 2 sobres de liofilizada

1 cucharita de sal

1 cucharada de vainilla

1 huevo

50 gramos mantequilla

Agua de azahar

100 gramos de azúcar

 

 

 

Calentamos 30 segundos la leche en el microondas. La sacamos y le agregamos la levadura desmenuzada, el azúcar, la mantequilla a punto pomada y el huevo. Mezclamos todo bien con las varillas redondas.

En un recipiente ponemos la harina y le agregamos la sal. Hacemos un volcán con ella y le vamos añadiendo la mezcla anterior al tiempo que vamos amasando todos los ingredientes. Ha de quedar un poco blandita la masa para que luego salgan esponjosos los bollitos.  Enharinamos un bol y ponemos en él la masa tapada con un film. La dejaremos levar hasta que doble su volumen. A continuación, espolvoreamos la encimera con harina y volcamos la masa que habrá doblado el volumen. Desgasificamos aplastando un poco la masa y vamos formando bolitas que colocaremos en una placa de horno con papel vegetal. Les hacemos un corte en la parte de arriba a las bolitas y les colocamos en él un poco de azúcar que habremos humedecido con agua de azahar. C alentamos a 40 grados el horno y metemos todas las bolitas para que vuelvan a doblar su volumen. Pasada media hora, sacamos y precalentamos a 210 grados el horno introduciendo un vasito con agua en él. Metemos nuevamente la bandeja con las bolas a las que habremos pintado con leche azucarada. Metemos en la segunda altura empezando a contar por abajo a 200 grados unos 20 minutos. Dos minutos antes de terminar, volvemos a pintar los bollitos con leche azcucarada. Pasados los 20 minutos, sacamos la bandeja del horno y con cuidado colocamos los bollitos sobre una rejilla para que se enfríen.

 

 

 

 

 

 

BOLLITOS DE LECHE EXPRÉS

 

 

 

 

 

 

475 gramos harina de fuerza

170 ml. Leche

25 gramos levadura fresca o 2 sobres de levadura en liofilizada

1 cucharita de sal

1 cuchara de miel

2 huevos

50 gramos mantequilla

70 gramos de azúcar

 

 

Calentamos 30 segundos la leche en el microondas. La sacamos y le agregamos la levadura desmenuzada y el azúcar. Removemos bien y le incorporamos la mantequilla a punto pomada, la miel y los huevos. Mezclamos todo bien con las varillas redondas.

En un recipiente ponemos la harina y le agregamos la sal. Hacemos un volcán con ella y le vamos añadiendo la mezcla anterior al tiempo que vamos amasando todos los ingredientes ayudándonos de las varillas de amasar hasta que la masa se vaya formando una bola elástica y fina.. Ha de quedar un poco blandita la masa para que luego salgan esponjosos los bollitos. 

Ponemos la masa sobre la encimera untada con un poquito aceite y la aplastamos un poco. Vamos cogiendo porciones de masa de unos 70-80 grs y formamos bolitas con cada una de ellas. Las dejaremos en una fuente de horno, alta y untada con un poco de mantequilla. Dejaremos un poco de separación entre las bolas.

Precalentamos el horno a 80 grados e introducimos la bandeja a media altura durante 20 minutos. Transcurrido el tiempo, y sin abrir el horno, subimos la temperatura a 180 grados y los seguimos dejando 15 minutos más.

Sacamos del horno y con una barra de mantequilla untamos por la superficie de los bollitos para darles brillo.

Cuando se hayan templado, desmoldamos.

 

 

 

 

BOMBONES SURTIDOS RELLENOS

 

 

 

 

 

 

2 tabletas chocolate negro postres Nestlé

1 tableta chocolate blanco

Mermelada de fresa

Mermelada melocotón

Confitura de naranja

Toffe

Nutella

Frutos secos

 

 

 

Comenzamos poniendo 2 hojas de gelatina en agua fría unos minutos. Separamos una cantidad de mermelada de cada sabor y las calentamos 20 segundos en el microondas. Las sacamos ye introducimos en cada vasito de mermelada caliente, media hoja de gelatina hidratada. Removemos y mezclamos con el resto de mermelada fría para que coja consistencia. Reservamos.

Troceamos 1 tableta de chocolate y la derretimos en el microondas a intervalos de 30 segundos. Removemos cada vez que la saquemos para ver la textura. Una vez derretida, vertemos ¾ partes del chocolate en la encimera de granito para templarlo. Con una espátula lo extendemos y recogemos para que pierda temperatura. A continuación lo volvemos a juntar con el resto de chocolate derretido.

Vertemos el chocolate sobre los moldes de silicona de manera que cubramos todos los huecos. Sobre una bandeja, volcamos el molde de bombones para que escurra el chocolate. Únicamente queremos que se impregnen las paredes de los huecos. El chocolate de la bandeja, lo volveremos a usar. Dejamos que se enfríe el molde de bombones y se endurezca el chocolate para rellenar cada hueco con mermelada, nutella, chocolate banco derretido, toffe…. Es decir, de lo que más nos guste. Rellenamos ¾ partes del hueco. (También podemos pintar con chocolate blanco el fondo de cada hueco del molde para que al desmoldarlo se vea una pincelada blanca sobre el bombón)

Por último, derretimos la otra tableta de chocolate y con ella cubrimos los huecos rellenos de los bombones. Con una espátula o cuchillo, retiramos el exceso de chocolate de manera que sólo cubra los huecos. Dejamos endurecer y desmoldamos presionando cada bombón para retirarlo del molde.

Listos para disfrutar

 

 

 

BOMBONES RELLENOS DE DULCE DE LECHE Y NUTELLA

 

 

 

 

 

 

 

2 tabletas chocolate negro postres Nestlé

1 tableta chocolate blanco

Nutella

Dulce de leche

 

 

Troceamos 1 tableta y media de chocolate y la derretimos en el microondas a intervalos de 30 segundos. Removemos cada vez que la saquemos para ver la textura. Una vez derretida, le incorporamos la otra media tableta troceadita y removemos bien para que se deshaga. Lo mantendremos templado poniéndolo al baño maría en una cazuela con un poquito de agua y el recipiente del chocolate encima.

Vertemos el chocolate sobre los moldes de silicona de manera que cubramos todos los huecos. Sobre una bandeja volcamos el molde de bombones para que escurra el chocolate. Únicamente queremos que se impregnen las paredes de los huecos. El chocolate de la bandeja, lo volveremos a usar. Dejamos que se enfríe el molde de bombones y se endurezca el chocolate para rellenar cada hueco con nutella y dulce de leche. Rellenamos ¾ partes del hueco. Por último,  cubrimos los huecos rellenos de los bombones con otra capa de chocolate derretido. Con una espátula o cuchillo, retiramos el exceso de chocolate de manera que sólo cubra los huecos. Dejamos endurecer y desmoldamos presionando cada bombón para retirarlo del molde.

Derretimos el chocolate blanco en el microondas y decoramos con él el exterior de los bombones dejando caer hilos de chocolate blanco por encima. Dejamos solidificar y listos para disfrutar